Los callos de los pies, también conocidos como durezas (aunque no son lo mismo), son una alteración de la piel muy común en nuestra sociedad que tratamos con asiduidad en nuestra Clínica de Podología, de hecho, algunos estudios afirman que 3 de cada 10 personas los sufren a diario.

Pero, ¿realmente sabes qué son los callos, cómo se forman, por qué y cómo prevenir su aparición?

En este artículo vamos a explicarte todo lo que necesitas saber sobre ellos, de forma que puedas identificarlos rápidamente y comenzar un tratamiento para eliminar los callos cuanto antes.

Los callos (hiperqueratosis plantar) son capas duras y gruesas de la piel que aparecen cuando una zona determinada de nuestro pie sufre un exceso de fricción y de presión. Las zonas donde aparecen, habitualmente, son en los dedos de los pies y de las manos.

¿Qué son los callos de los dedos de los pies? | Clínica Poyatos

¿Qué tipos de callos de los pies existen?

Existen dos tipos de callos:

  1. Tiloma. Se trata de la alteración de la piel, o callo, más común, caracterizándose por tener los bordes sin definir, presenta un color amarillento y no tiene un núcleo definido. Además, las durezas se producen en las capas superficiales de la piel, sin llegar a provocar dolor o molestias en el paciente.
  2. Helomas. Se trata de una alteración de la piel de los pies que sí que provocan molestias o dolor al paciente, aunque en este caso sí que cuentan con un núcleo, que el es que provoca el dolor. Los helomas suelen estar cubiertos por durezas, por lo su detección por parte del propio paciente es más compleja. Además, suele salir debajo de las cabezas metatarsales y los dedos de los pies por encima y entre los dedos.

Nota: la verruga plantar, tal y como te expusimos en el artículo sobre este tema, no es un callo, es una infección vírica.

Tipos de callos de los pies | Clínica Poyatos

¿A qué se deben?

Los callos, como numerosos problemas de los pies, pueden tener varios orígenes, los cuales, a posteriori, provocarán que el tratamiento varíe según cada paciente.

Entre las causas más comunes que provocan la aparición de los callos encontramos:

  1. Calzado estrecho que provoca fricción.
  2. Mala colocación de calcetines o ausencia de uso con cierto tipo de calzado.
  3. Problemas de pisada.
  4. Deshidratación de la piel del pie.
  5. Otras patologías que provocan su aparición.

¿Qué síntomas tienen los callos de los pies?

Una de las características principales de los callos es su aspecto visual, a simple vista se puede apreciar la zona con un incremento del grosor de la piel.

Síntomas de los callos de los pies | Clínica Poyatos

Tratamiento de los callos

Tal y como te hemos comentado anteriormente, el tratamiento de los callos debe ser llevado a cabo por un podólogo, el cual evaluará las posibles causas de su aparición y el tratamiento que sea más favorable para la recuperación del pie del paciente.

Entre los tratamientos más comunes para los callos de los pies se encuentran:

  • Callicidas. No se recomienda su uso sin supervisión de un podólogo o dermatólogo. Riesgo de ulceración y heridas.
  • Quiropodia.

¿Se puede prevenir su aparición?

En la mayoría de casos, al provocarse por fricción y presión, si se eliminan o controlan estos factores, los callos no deberían aparecer, por lo que sí, se puede prevenir la aparición de los callos o callosidades.

Aunque la mejor manera de prevenir la aparición de callos, y de callosidades, es acudir con frecuencia al podólogo, de forma que se realice un seguimiento y se controle el estado de salud de tus pies.

Cualquier hiperqueratosis, sea heloma o tiloma, se produce por un aumento de la presión, en una zona determinada, por un mal reparto de la carga, en la que influyen diferentes factores, como son, generalmente, los zapatos y las alteraciones de movimiento.

Algunas recomendaciones para prevenir su aparición son:

  1. Hidrata la piel.
  2. Mantiene una higiene adecuada.
  3. Utiliza un calzado cómodo y amplio de horma.
  4. Visita al podólogo con frecuencia.
  5. Tratar alteraciones de movimiento que afectan a nuestra forma de pisar y la distribución del peso en nuestra planta del pie.
Tratamiento y prevención de los callos de los pies | Clínica Poyatos

Los callos afectan a gran parte de nuestra población, la cual, por norma general, desconoce que con realizar visitas periódicas al podólogo se pueden prevenir y tratar fácilmente. Esto se debe a que gracias al estudio biomecánico de la pisada podemos identificar las zonas de presión y sus alteraciones, evitando así que se produzca la fricción y, por ende, la aparición de los callos.

No esperes más y acude a un podólogo para tratar los callos, antes incluso de que aparezcan.

¿Te ha gustado? Valora este artículo
(Votos: 9 Promedio: 4.8)

Consulta con un especialista.

Pide cita

Suscríbete a nuestra Newsletter.

Déjanos tu email y serás el primero en enterarte de nuestras actividades y novedades.


Continúa leyendo